Los problemas con el suministro de agua y electricidad hacen que los días calurosos sean más difíciles en la favela de la Rocinha, en la ciudad de Río de Janeiro que registró el viernes una sensación térmica, cercana a los 60°C.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *