Cientos de personas exigieron la liberación de los soldados aprisionados en la batalla de Azovstal, en Mariúpol. Mientras tanto, la Fiscalía General de Ucrania inició una investigación por presuntos crímenes de guerra contra soldados ucranianos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *