A casi siete años de la histórica compra del Paris Saint-Germain en 222 millones de euros por el pase de Neymar, la Justicia francesa comenzó una investigación para determinar si hubo “corrupción y tráfico de influencias”.

La Justicia de Francia investiga el polémico pase de Neymar al Paris Saint-Germain
La Justicia de Francia investiga el polémico pase de Neymar al Paris Saint-Germain

La llegada de la estrella brasileña Neymar al PSG, desde el Barcelona, provocó en 2017 un sismo en el mercado de pases, pero la Justicia francesa investiga ahora el traspaso más caro de la historia del fútbol por presuntos favores fiscales.

Investigadores registraron el lunes el ministerio de Finanzas, en presencia de dos jueces de instrucción, en el marco de un caso “vinculado con el PSG por corrupción y tráfico de influencias”, indicó una fuente judicial a AFP

Ribes, imputado el 1 de diciembre por una serie de delitos, es sospechoso de haber utilizado su cargo para obtener información sensible para el Paris Saint-Germain (PSG), a cambio de regalos como entradas para partidos del club de la capital.

La Justicia se interroga si Hugues Renson, exdiputado de la alianza del presidente francés, Emmanuel Macron, intentó obtener “ventajas fiscales” para el PSG, presidido por el catarí Nasser Al Khelaifi, durante el traspaso de Neymar desde el Barcelona.

Nasser Al Khelaifi y Neymar, en su presentación en PSG.

Nasser Al Khelaifi y Neymar, en su presentación en PSG.

La operación de 222 millones de euros (240 millones de dólares al cambio actual) se convirtió en el traspaso más caro de la historia del fútbol y la prensa en Francia la acogió entonces con críticas sobre su “desmesura”.

El pasado agosto, el delantero brasileño de 31 años puso fin a su aventura parisina, tras años marcados por lesiones y asuntos extradeportivos, rumbo al equipo saudita Al Hilal. En octubre se lesionó de gravedad una rodilla y estará varios meses de baja.

El trasfondo político del fichaje de Neymar al PSG que investiga la Justicia

El registro del lunes se centró en los servicios de la Dirección General de Finanzas Públicas (DGFIP), dirigida hasta hace poco por Jérôme Fournel, actual director de gabinete del ministro del ramo Bruno Le Maire.

En un informe enviado el 21 de noviembre a un juez instructor, consultado por la AFP, los investigadores apuntan a un posible “tráfico de influencias” por parte de Renson, delito penado con hasta 10 años de prisión.

Según este informe que repasa 10 años de mensajes de telefonía de Ribes, el ex director de comunicación del PSG solicitió “sin lugar a dudas (…) los servicios” del también exvicepresidente de la Asamblea Nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *