La fuga de petróleo desde un barco volcado en las costas de Trinidad y Tobago “no está bajo control”, informó el domingo el primer ministro de ese país, Keith Rowley, al oficializar la emergencia nacional ocasionada por un barco cuyo origen no ha sido determinado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *