Mendoza, primera provincia en dar tratamiento al 100% al tratamiento de neumáticos fuera de uso

Esta acción contribuirá a mejorar las condiciones del ambiente y a la prevención de enfermedades. Durante una reunión en la Federación Argentina de la Industria del Caucho, en la CABA, se trató la reglamentación de la Ley Provincial 9143 sobre el Plan de Manejo Sustentable de Neumáticos Fuera de Uso. Mendoza es la primera provincia en dar tratamiento al 100% a este tema.

La Cámara de Diputados convirtió en el Ley -9143 – el proyecto trabajado entre la senadora Mariana Caroglio, Jorge Teves y la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial, mediante el cual se gestó el Plan de Manejo Sustentable de Neumáticos Fuera de Uso, de aplicación en todo el territorio de nuestra provincia.

Resultado de imagen para neumaticos fuera de uso en mendoza

Esta ley prohíbe, en toda la provincia, acumular neumáticos a cielo abierto, almacenar neumáticos fuera de uso cerca de depósitos naturales o artificiales de agua, abandonar neumáticos en espacios públicos, disponer los neumáticos en escombreras o enterrarlos, quemar neumáticos a cielo abierto, depositar y transportar neumáticos junto a otros residuos sólidos o residuos peligrosos.

En la jornada de ayer se realizó una reunión en la sede de la Federación Argentina de la Industria del Caucho (FAIC) de la Ciudad de Buenos Aires. Se trató la reglamentación de la Ley Provincial 9143 sobre el Plan de Manejo Sustentable de Neumáticos Fuera de Uso.

El secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance, declaró: “El Decreto Reglamentario pretende que los municipios presenten ante la autoridad de aplicación un proyecto de sistema de recolección diferenciada de neumáticos fuera de uso, centros de acopio de los mismos y/o sitios de disposición final o reutilización. Además, en conjunto con los municipios, la Dirección de Protección Ambiental creará y controlará el Registro Provincial de Neumáticos Fuera de Uso”.

El decreto fija las pautas respecto a la Tasa de Fiscalización y Control de Neumáticos Fuera de Uso (Tafinefu), como también lo concerniente a la emisión del certificado de disposición final por los neumáticos tratados.

Durante la reunión que sostuvieron el secretario de Ambiente junto con el presidente de FAIC (Federación Argentina de la Industria del Caucho), Néstor Laino; la gerente de FAIC, Mónica Díaz; el coordinador general del Voluntariado Legislativo de Fundación Cívica, Leandro Fruitos; la presidenta de Jomsalva SA, Patricia Malnatti; la emprendedora del sector Patricia Gatti; la directora de INTI Caucho, Karina Potarsky; el representante de la empresa Eco Lauda, Elián Boggio, y el representante de la empresa Fénix, Juan Manuel Komchoyan, se acordó contemplar lo dispuesto por la Resolución 523/2013 de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación.

En particular, se valoró positivamente respetar la Jerarquía de Manejo de Neumáticos en su ciclo de vida dispuesta por la normativa nacional.

El secretario destacó que la Provincia de Mendoza es pionera en establecer un marco normativo en referencia al manejo sustentable de los neumáticos: “En febrero, junto con otras autoridades provinciales y representantes de Geocycle Argentina, firmamos un convenio-marco de
cooperación mutua entre la empresa Geocycle, perteneciente a Holcim Argentina, y la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial”.

La celebración del acuerdo compromete a ambas partes a realizar acciones destinadas al coprocesamiento de neumáticos fuera de uso (NFU).

“Este tratamiento es una alternativa ambientalmente sustentable que consiste sin dejar ningún tipo de residuo y bajo los más altos estándares ambientales, en el aprovechamiento del valor energético de los desechos para lograr su total integración al proceso de producción del cemento. Además, es un importante aporte para evitar la proliferación del mosquito Aedes aegypti,
relacionado con la acumulación de agua por la disposición inadecuada de los neumáticos, principal transmisor de las enfermedades dengue, chikunguña y zika”, concluyó Mingorance.

El presidente de la FAIC aseveró: “Lo que está sucediendo en Mendoza significa voluntad política para atender las necesidades de un sector que está en crecimiento y que apuesta al desarrollo de nuevas aplicaciones del caucho, maximizando su vida útil. Es muy valioso que este tipo de  normativas se repliquen en otras provincias como también que se haga partícipes en su diseño a las empresas del sector”.

Por su parte, el representante del Voluntariado Legislativo de Fundación Cívica, Leandro Fruitos, añadió: “Estamos enriqueciendo una política pública impulsada por vecinos y vecinas autoconvocados y preocupados por los neumáticos. Que hoy involucremos a más actores en su reglamentación ratifica un proceso de participación cívica del cual nos sentimos orgullosos”.

La problemática

En la provincia de Mendoza, gran parte de los neumáticos desechados luego de su uso se almacenan en depósitos clandestinos o se desechan en canales, acequias y ríos, con el consiguiente efecto negativo para el ambiente y la salud pública.

El impacto ambiental que generan los neumáticos se debe principalmente a, por un lado, que los materiales que lo componen (caucho, aceros y fibras) tardan miles de años en degradarse. Por otro lado, el volumen de los neumáticos genera dificultades para la disposición final y su incorrecta disposición se convierte en albergue para roedores, insectos y mosquitos que transmiten enfermedades. Por último, el humo producto de la quema de neumáticos es altamente tóxico para los seres vivos, ya que generan gran cantidad de gases de efecto invernadero.

La Ley 9143

Fue impulsada de la senadora Mariana Caroglio y Jorge Teves, quienes recibieron el trabajo legislativo desarrollado en 2016 de voluntarios legislativos y de la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial.

Se crea además el Fondo Provincial para la Valorización de Neumáticos Fuera de Uso, con el objeto de financiar, promover e incentivar la instalación y desarrollo de las disposiciones de la ley, la investigación de nuevas tecnologías, la difusión e información.

Como objetivos generales, la norma propone:

– Prevenir y minimizar los riesgos, impactos negativos significativos y daños al ambiente o la salud humana durante todas las actividades que se desarrollen en su ciclo de vida.
– Evitar la contaminación atmosférica que genera la quema de neumáticos.
– Reducir la disposición final de los neumáticos en desuso.
– Fomentar la reutilización, reciclaje, valorización energética y toda forma existente de valorización de los neumáticos en desuso.
– Procurar un manejo de los neumáticos de forma técnica, con el menor riesgo posible al medio ambiente y que sea beneficiosa económica y socialmente.
– Asignar la carga de la gestión ambiental a los productores, a lo largo de todo el ciclo de vida del producto, incluida la etapa postconsumo, y generar así una responsabilidad extendida del productor.

Están comprendidos en las disposiciones de esta norma legal los neumáticos que se utilicen en todo tipo de vehículos, como automóviles, colectivos, camionetas, camiones y acoplados de camiones. Esta es una enumeración indicativa, sin perjuicio de incluir otras que se encuentren alcanzadas por normas específicas en la materia.

Quedan especialmente excluidos los neumáticos utilizados en maquinarias de megaminería.

El incumplimiento de esta ley traerá como consecuencia apercibimientos y multas. Se establece como Autoridad de Aplicación a la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial u organismo que en el futuro remplace sus funciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *